miércoles, 16 de enero de 2008

Salió cruz

El Real Madrid quedó ayer apeado de la Copa del Rey ante un Mallorca que le ganó aplicando su propia y efectiva medicina (0-1). Los blancos, con multitud de ocasiones desde el minuto uno gracias al 'pibito, dominaron con estabilidad en el centro del campo. Gago, especialmente acertado conectó bien con las bandas y con el propio Guti. Pero, después de varios asedios y contratiempos, como la lesión de Saviola, ni Van Nistelrooy ni el 'pipita' Higuaín dieron con la tecla. Raúl, desde la grada, Calderón masticando sus palabras de la "triple corona" y de repente: ¡'plof'!, golazo de Ibagaza y el imperio Schuster se desplomó de golpe. El Madrid añadió la primera derrota en su feudo en este curso futbolístico y dijo adiós a la competición del k.o., que no gana desde hace 14 años. Los blancos crearon juego, ocasiones y alternativas. El Mallorca especuló, racaneó y salio victorioso. Los de Manzano 'hicieron de' Real Madrid, y los de Schuster de Almería, Recreativo, Levante, Zaragoza o incluso Barça, si me permiten. Esta vez, claro está, al Madrid le salió cruz.

1 comentario:

Sentinel dijo...

Creo que el Madrid ayer pecó de prepotencia y suficiencia. Se puede decir que jugó muy bien, casi mejor que en toda la temporada. Pero excepto los primeros 5 minutos, se ha pasado todo el partido sin meter esa "quita marcha" de intensidad que necesitaba. Eché en falta algo así como lo del 4-0 de hace un par de años en Copa ante Zaragoza, una sensación de que se dejan la piel en el campo y de que quieren arrasar al rival.

El equipo creía que podía marcar en cualquier momento y ni siquiera al final ha apretado como debía al Mallorca. Llevamos quince años sin tomarnos la Copa en serio, y esto lleva camino de convertirse en "un trauma" para algunos madridistas.

De hecho, yo estoy empezando a preferir que ganemos la Copa a la Liga. Pero bueno, habrá que esperar otro año más xD.

Un abrazo.